Es inadmisible que el equipo de gobierno del PP trate a los usuarios del Hogar de Jubilados como a niños pequeños.

15

Tras el último altercado entre usuarios del Hogar del Jubilado y la concejala del mayor, nuestro Grupo Municipal de IU, propondrá en el próximo pleno la creación de un reglamento de funcionamiento articulándolo de tal manera que puedan participar en su elaboración los propios usuarios del Hogar y los grupos de la oposición, aumentar la frecuencia de limpieza en los aseos y restos de dependencias, y potenciar las actividades enfocadas a las personas mayores en los centros sociales de las barriadas, entre otras medidas.

A primeros de febrero, tras un nuevo conflicto entre la actual concejala del mayor y más de una veintena de usuarios del Hogar de Jubilados, mantuvimos una reunión con este grupo de pensionistas en la que nos trasladaron su malestar por la colocación de un cartel por parte de la Concejalía del Mayor, donde se les obliga a depositar sus DNIs y carnés de jubilado en el centro social del mayor, (en los bajos del mercado municipal), a las personas que quieran hacer uso de las cartas, dominós, distintos tableros, etc, no pudiéndolos recuperar hasta que devuelvan el material utilizado. Desde el grupo municipal de IU nos parece una medida demasiado drástica, desproporcionada, sin sentido, cuanto más sin haber intentado siquiera consensuar con los propios usuarios una serie de medidas ante un posible problema, evitando así este gran malestar entre ellos.

No es en absoluto admisible que se les trate como si fuesen niños pequeños. Son personas mayores con una larga experiencia; personas sabias, con la suficiente capacidad y cultura para poder consensuar normas de funcionamiento y solventar problemas , si se les atiende, se les escucha y, sobre todo, si se les hace participes de ciertas decisiones. Se sentirían ellos mismos con el suficiente compromiso como para lograr el correcto y buen funcionamiento del Hogar de Jubilados.

Otras quejas, no menos importantes, que nos trasladó este colectivo fue la falta de higiene y los malos olores que hay continuamente en los servicios, la colocación de un muro que reduce la ventilación y la salubridad del salón de juegos, la falta de espacio, los horarios, etc.

Alhaurín de la Torre necesita ya un nuevo Hogar de Jubilados, con una buena ubicación en el casco urbano y mucho más grande, porque se ha quedado pequeño, es decir, con unas dependencias municipales dignas, con un buen equipamiento que atienda las necesidades de todos nuestros mayores, de hombres y mujeres, que utilizan estas dependencias en su día a día, y para que haya más diversidad de actividades y talleres. Así se conseguiría atraer a mayores que aún no se hayan sentido identificados o animados a hacer usos de estas instalaciones.

Tampoco nos podemos olvidar de las personas mayores que viven en las barriadas y tienen dificultades para trasladarse al Hogar de Jubilados del centro del pueblo. Para paliarlo en la medida de lo posible, el ayuntamiento debería potenciar y ampliar el abanico de las actividades en los Centros Sociales de las barriadas, dándole más vida, ya que tienen el mismo derecho de poder disfrutar de un rato de entretenimiento, charlas y risas con los vecinos de su zona.